Estoy buscando

Fertilizante

Contenidos

Nutrientes

Por

cultivo

Buscar
  • Boro (B)
    510.811
    B
  • Forma iónica
  • Anión/Catión
    B(OH)3
  • Floración
  • Origen: mar interior
  • 10-15 mm alrededor de la raíz

Boro

(B)

Es sin duda el oligoelemento más conocido y aplicado más frecuentemente en el mundo, ya que su deficiencia puede resultar perjudicial para el crecimiento, la fertilidad y la resistencia a las enfermedades de los cultivos. A lo largo de años de cultivo, el suelo tiende a agotarse y requiere restituciones de boro, especialmente para cultivos sensibles. La aplicación del boro debe realizarse a medida, sobre bases agronómicas, dado que su exceso es tan perjudicial como su deficiencia.
B
Planta
Planta
Suelo
Suelo
Cultivos
Cultivos
Origen
Origen
Claves
Claves
METABOLISMO
El boro participa en la transformación del nitrato en aminoácidos, mejora el grosor y la resistencia de las membranas celulares.
CRECIMIENTO
El boro desempeña un papel clave en la síntesis de carbohidratos y proteínas; por lo tanto, es indispensable en el crecimiento de las células y tejidos de la planta.
FERTILIDAD
El boro contribuye a una mayor fertilidad, participa en la formación de células reproductivas (polen).
MECANISMOS DE ABSORCIÓN
La planta absorbe boro como hidróxido bórico soluble en la solución de suelo, en proporción a la cantidad de agua que necesita para compensar las pérdidas por transpiración. Dependiendo de la cantidad de boro disuelto, la absorción es más bien pasiva. La cinética de absorción está relacionada con la concentración de boro en la savia ascendente. A menudo, las hojas inferiores (más viejas) acumulan más boro que las recién formadas, debido a la falta de translocación interna.
INTERACCIONES, ESPECIFICIDAD
La disponibilidad de boro varía de acuerdo con las reservas intercambiables del terreno, y también de acuerdo con las condiciones climáticas estacionales: riesgo de lixiviación, actividad biológica del suelo, necesidad fisiológica de las plantas. Tenga en cuenta que la variedad, dependiendo de su enraizamiento y sus particularidades genéticas, puede mostrar diferente sensibilidad.
La contribución de boro propia del suelo está obviamente relacionada con el tipo de suelo. Si la roca madre es magmática, contendrá muy poca cantidad. Las rocas sedimentarias, como los mares en los que se formaron, son más ricas en boro. Al igual que la potasa, el boro puede retenerse en las capas de arcilla y disolverse en el proceso de adsorción-desorción dependiendo de la humedad alterna del suelo. También existen mecanismos de bloqueo, ya sea por hierro y aluminio en un medio ácido, o por calcio en un medio alcalino. Además de estos mecanismos fisicoquímicos, debe tenerse en cuenta que las aportaciones de materiales orgánicos renuevan naturalmente el nivel de boro presente en el suelo. Las fincas agrícolas que no utilizan estiércol, necesitan aplicar boro por defecto mediante fertilizantes con mineral de boro, para compensar la exportación,

Tabla de sensibilidad

Medidor sensibilidad:
  • Mucho

  • Suficiente

  • Moderada

B
Sugar Beet
Durum Wheat
Gluten
Zanahoria
Cereals (excepted wheat)
Chicory, endive
Col
Oil Seed Rape
Squash, courgette
Fibre flax
Alfalfa
Corn (silage)
Corn (grain)
Melón
Olives
Leek
Canned peas
Protein peas
Patatas
Grassland
Salad
Soja
Tobacco
Tomates
Girasol

Tabla de sensibilidad

Deficiencia de boro en las plantas, aparece como clorosis, deformidades o necrosis de partes de los cultivos.

Excesos y Necesidades

El ácido bórico es un potente bactericida empleado especialmente en el tratamiento de la madera. Incluso en cultivos exigentes como la colza, su exceso puede resultar negativo para el rendimiento. A nivel de ecosistema, el boro está controlado en cuerpos de agua debido a su impacto tóxico sobre la reproducción de los peces.

Es necesario un ciclo geológico bastante complejo para concentrar el boro, lo que explica por qué existen relativamente pocos depósitos en el planeta. El mecanismo tiene lugar en dos fases: primero una precipitación muy larga en un deposito interior en el que el boro escapa en forma de fumarolas, luego una cristalización, con resolubilización y concentración en un mar interior templado y sometido a evaporación. El boro se deposita en el fondo, ya sea unido al calcio o al sodio. Por ese motivo, existe en forma de borato de calcio o borato de sodio, respectivamente.
PROCESO DE FABRICACIÓN
El desafío para la industria, por lo tanto, es formular una solución lista para usar, dirigida a encontrar el nivel correcto de solubilidad para la máxima eficacia nutricional, pero evitando su exceso, tan perjudicial. Borealis L.A.T utiliza dos métodos de fabricación: uno consiste en solubilizar el boro con un ácido y luego formar un complejo en una molécula orgánica para protegerlo de un deterioro excesivamente rápido; el otro método, es la micronización para garantizar su penetración en las hojas a lo largo del tiempo.
CONTENIDO DEL SUELO

El método de extracción por agua caliente está relativamente bien establecido. Podemos considerar los siguientes contenidos mínimos:

  • En un suelo calcáreo, el contenido mínimo es de 0,8 ppm
  • En un suelo con pH neutro, el contenido mínimo es de 0,6 ppm
  • En suelos ácidos, el contenido mínimo es de 0,4 ppm
CONTENIDO DE MATERIA ORGÁNICA
Una gran parte del boro soluble procede de la materia orgánica, por lo que un bajo contenido de materia orgánica limita el potencial de boro asimilable en la solución de suelo. Menos del 1,8 % de contenido de materia orgánica sugiere un alto riesgo de deficiencia.
TEXTURA
La arcilla tiende a formar complejos con el boro, reteniéndolo así en las capas; sin embargo, se libera fácilmente. En suelo arcilloso, el potencial de liberación es mayor. Por el contrario, en suelos arenosos, el boro no se retiene y es propenso a lixiviación.
CLIMA
Los periodos lluviosos inducen la lixiviación del boro. Por el contrario, los periodos secos previenen la solubilización del boro. Las áreas de fuerte luminosidad reducen la disponibilidad del boro.
pH
Este es uno de los principales factores que determinan la asimilación de boro. Se reduce cuando el pH del suelo aumenta y agrava las deficiencias. Un pH superior a 6,5 induce una reducción de la asimilación de boro. El encalado en suelos ácidos inducirá un bloqueo del elemento.